Inconsciente vital

(El texto citado a continuación ha sido extraído del material elaborado por el Profesor Rolando Toro para el Curso
de Formación y Actualización de Profesores Didactas del Sistema Biodanza®.)

He definido el concepto de "Inconsciente Vital" como propuesta para referenciar al psiquismo celular.
Existe una forma de psiquismo de los órganos, tejidos y células que obedece a un "sentido" global de autoconservación.
El inconsciente vital da origen a fenómenos de solidaridad celular, creación de tejidos, defensa inmunológica y en suma,
al acontecer exitoso del sistema viviente.

El acto de curación será comprendido entonces como un movimiento para recuperar esa sintonía vital con el universo.

Los Estratos del Inconsciente

Examinemos brevemente los tres niveles del Inconsciente.

1.- El Inconsciente Personal: descrito por Freud.
2.- El Inconsciente Colectivo: descrito por Jung.
3.-El Inconsciente Vital: propuesto por Rolando Toro

Los tres niveles del Inconsciente se comunican entre sí a través de "umbrales de transición".
Entre el Inconsciente Personal y el Inconsciente Colectivo se establecen los procesos que van
desde la historia personal hacia el arquetipo.

Entre el Inconsciente Colectivo y el Inconsciente Vital se establecen los procesos que van del arquetipo a los sistemas
de integración biológica mediante danzas de integración.

El Inconsciente Vital se nutre de la memoria cósmica y organiza la materia (cadenas protéicas, sistemas orgánicos)
sobre la base de una programación presuntiva que puede o no, generar sistemas orgánicos estables. Los padrones
de autoorganización que generan sistemas vivientes capaces de reproducirse son bastante estables.

Biodanza® trabaja especialmente con el Inconsciente Vital, condición que permite una acción muy eficaz en la camada
más profunda del sistema viviente humano. A través de las vivencias se inicia una aventura cósmica en la que se navega
con rumbo desconocido, a formas de vida optimizadas.

El Inconsciente Vital se expresa a través del humor endógeno, bienestar cenestésico y estado global de salud.

Los modos de acceso al Inconsciente Vital son:

•Vivencias de comunicación y encuentro.
•Caricias y erotismo.
•Juegos (humor y risa).
•Alimentación.
•Vínculo con la naturaleza.
•Éxtasis cósmico.
•Regresión mediante trance de suspensión.
•Mediumnidad para identificarse a través de la danza con la música.
•Masaje no dirigido a la musculatura, sino a las sensaciones cenestésicas.
•Baños de mar.
•Baños de barro.
•Regresión mediante Biodanza® Acuática.
•Despertar de los instintos mediante danzas primitivas.

La vivencia es la vía directa al Inconsciente Vital.

El deseo de vivir.

El deseo de vivir proviene del psiquismo celular, no del pensamiento conceptual ni de la voluntad consciente.

Hay en las células una cualidad de sobrevivencia, un índice de longevidad relacionado con el deseo de vivir.
Se siente el deseo de vivir cuando se pueden expresar los potenciales genéticos.

La depresión es el agotamiento de ese impulso de vida, la pérdida de motivaciones para seguir viviendo.

El estímulo de la expresión de los cinco conjuntos de potencial genético (cinco líneas de vivencia) es una forma
de influir positivamente sobre el inconsciente vital.

Newsletter

EVENTOS

FORMACIÓN

Contacto

Secretarios Administrativos de IBF

  • AMÉRICA
    ADRIÁN SCALISE
    Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

  • EUROPA, AFRICA Y ASIA
    GIORGIO BONOLI
    Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
Está aquí: Home Biodanza Inconsciente Vital